¿PAN con lo mismo? o ¿PAN independiente?

logo_PANSe acerca la renovación del Comité Ejecutivo Nacional del Partido Acción Nacional, y con esto llega la oportunidad de que la militancia panista elija entre “PAN con lo mismo”, o “PAN independiente”.

Y es que de un tiempo a la fecha, el PAN ha pasado de ser un partido político confiable, a ser uno más del montón, y los resultados electorales de las últimas contiendas así lo demuestran. Esto, sin duda alguna tiene que ver con la actuación de las dirigencias, quienes a final de cuentas, son las que establecen las líneas de acción “institucional”.

Es justo ahí, en la actual “institucionalidad” del PAN, donde radica la importancia de la decisión que próximamente tendrá -literalmente- en sus manos la militancia panista; es decir, las bases que sostienen al partido y que pocas veces es tomada en cuenta al momento en que las cúpulas toman decisiones que en muchas ocasiones no sólo afectan la imagen del partido, sino que pueden llegar a perjudicar a todos los mexicanos -panistas o no panistas-.

Javier Corral

Javier Corral

En ese sentido, y en total acuerdo con lo dicho por Javier Corral, esta -o cualquier otra- contienda interna, “No se trata de una disputa por el poder interno, sino de recuperar al PAN para los ciudadanos, como un cauce democrático y un impulso democratizador. Que recupere su calidad moral y su misión ética, civilizatoria, para enfrentar el grave deterioro institucional que vive México.”

Siendo ésta -desde la más reciente reforma estatutaria del PAN- la segunda ocasión en que no serán unos cuantos los que elijan al presidente nacional del partido, sino la militancia, que ahora tiene la oportunidad de hacer que el PAN vuelva a sus raíces, sin que esto signifique que no haya una renovación y una modernización del partido; se presenta pues un reto singular para el panista de base que deberá decidir entre el “PAN con lo mismo” o el “PAN independiente”; opciones claramente representadas por los dos actuales interesados en llegar a la presidencia nacional del partido.

Ricardo Anaya y Gustavo Madero

Ricardo Anaya y G. Madero

Siendo el Comité Ejecutivo Nacional el órgano que dirige el rumbo del panismo; la decisión de quiénes estarán al frente no es cosa menor; por lo que más que los fanatismos u odios, se requiere del análisis y de la reflexión para elegir responsablemente a quienes asumirán los cargos al interior de dicha institución política.

Sin duda alguna, el panismo nacional se encuentra ante la gran oportunidad de cumplir con los deseos de sus fundadores: “llevar a los mejores hombres y mujeres a los puestos de elección popular”; lo cual, debe iniciar desde la propia casa. Esto aseguraría que la oferta electoral futura sea de la mejor calidad.

Hoy más que nunca, la responsabilidad de los panistas es histórica porque es una prueba -de cara a la sociedad- en la que debe predominar la sabiduría, el peso de la historia y el temple democrático de un organismo político que se ha preciado de imponer avanzada en la vida nacional poniendo en las manos de su militancia un mecanismo innovador, a fin de que decidan alejados de los vicios que los ciudadanos critican y condenan (decisiones cupulares, intereses acotados, ambiciones personales y demás vicios), y que merman la credibilidad de los partidos políticos -incluyendo al propio PAN-.

panLas preguntas entonces son: ¿ejercerá la totalidad de la militancia panista su -relativamente- nueva libertad a plenitud, y considerando todo lo que esa decisión involucra? ¿El panismo decidirá “comer y ofrecer” PAN con lo mismo -a través de Anaya-? u ¿optará por un PAN “con otra cosa”-a través de Corral-?

A modo de reflexión, finalizo esta vez con lo dicho en alguna ocasión por el científico estadounidense de origen alemán, Albert Einstein: “Si buscas resultados distintos, no hagas siempre lo mismo.”

P.D. Aunque erróneamente se piensa que las decisiones políticas más importantes son las elecciones constitucionales, lo que pase en la próxima elección interna del PAN es un asunto de interés público; es decir, los partidos políticos son entidades que subsisten por virtud del dinero de todos los mexicanos. Adicionalmente, la mayoría de quienes llegan a los cargos públicos, emanan de los partidos políticos; lo cual implica que lo que suceda en estos organismos, es trascendental para todos los mexicanos.


About this entry